Sunday, August 07, 2005

Zeitgeist

EL ESPIRITU de los tiempos (zeitgeist) comprende la sumatoria del sentimiento de una época, representa las características predominantes de un período de la historia, conformadas por la trascendencia de las acciones mancomunadas de un colectivo determinado en un espacio temporal. Imprime la identidad de su tiempo, el cual es claramente diferente a la expresada en las generaciones que le precedieron, y es a su vez diferente de las que vendrán.
Es difícil distinguir un elemento característico del zeitgeist que pueda expresar la totalidad del espíritu intelectual, moral y cultural de su tiempo. Google, el buscador de Internet, posee una sección denominada Google zeitgeist, donde analiza las tendencias existentes en los distintos países en relación a las preferencias musicales, artísticas o noticiosas. Además incluye hábitos de lectura, uso de artefactos, vehículos, moda, programación, deporte, etc.; todo es evaluado a lo largo de períodos semanales, mensuales y anuales, lo que permite dar una idea de las tendencias más aceptadas globalmente.
SON NUMEROSAS las variables que diseñan el nuevo tejido social en respuesta a las transformaciones culturales, tecnológicas y económicas preponderantes, pero de esa interrelación surgen determinadas respuestas morales aceptadas. Y, del mismo modo, hace que otras sean inaceptables e imposibles de introducir.
Después del colapso de la Unión Soviética, China desistió de continuar expandiendo el comunismo por el mundo, por el contrario, empezó a abrirse al capitalismo porque cambió el espíritu de su tiempo. Cuba fracasó en su intento de diseminar su revolución en Latinoamérica y quedó como un nicho aislado en el continente.
En estos momentos la pretensión de imponer un mundo de solo Islam es un hecho descabellado, al igual que instaurar regímenes dictatoriales en Inglaterra, Suiza, Norteamérica, Francia o Italia. Es posible despertar transitoriamente adeptos a sistemas anacrónicos en algunas repúblicas desmembradas, pero con mucha dificultad pueden imponerse éstos en países sólidos con cultura libertaria ya arraigada.
LOS SISTEMAS, actitudes o decisiones políticas injustas pueden aplicarse en un país si se imponen por la fuerza, pero traen eventualmente un rechazo multitudinario porque la naturaleza humana siempre tiende hacia la justicia, la democracia y la libertad.
En la actualidad el zeitgeist en que vivimos hace ver inaceptable la esclavitud, la inquisición, el comunismo, el nazismo o la guillotina, y antes eran prácticas comunes implementadas por gobiernos e instituciones de su tiempo.
Para saber si un gobierno es exitoso o fracasado, no hay que oír al régimen, basta con revisar la demanda de emigrantes que recibe. Nadie desea emigrar a Corea del Norte, Cuba o Zimbabwe sino salir de ahí, en cambio, están abarrotados los consulados de EEUU, España, Canadá, Francia, Italia, etc., en busca de visa con la esperanza de mejorar la calidad de vida los que la solicitan. No hay necesidad de convencer a nadie de las bondades de un sistema con argumentos dispendiosos, siempre los hechos hablan por sí solos.
LA GLOBALIZACION se impuso junto con la CocaCola, Windows, el ipod, los celulares e Internet y todos tienen éxito porque gustan y le son útiles a la gente, de lo contrario no se hubieran incorporado a la sociedad. Luchar en contra de la corriente puede lograrse por un tiempo y con mucho esfuerzo, pero tarde o temprano las tendencias se imponen.

3 Comments:

At 10:24 AM, Blogger The_Input said...

This comment has been removed by a blog administrator.

 
At 10:25 AM, Blogger The_Input said...

This comment has been removed by a blog administrator.

 
At 10:26 AM, Blogger The_Input said...

Saludos,

Un comentario a su artículo, en mi blog:

http://blogalagua.bitacoras.com

 

Post a Comment

<< Home